jueves, 2 de febrero de 2012


Arturo Corcuera responde a Bonifacio


1.      ¿Tienes alguna objeción contra el mar?
    De ninguna modo. Todo lo contrario. El mar es el abuelo, de cabellera y barba blanca, que tuve en la infancia y que me regalaba gaviotas, sirenas, atardeceres. Él me enseñó a cantar y a embravecerme.

2.      En qué partes de la Tierra crees que se podría plantar árboles de poesía?
   Sin duda en el huerto de mi casa. No hay un lugar mejor.

3.      ¿Es la soledad principio o fin de todo lo que existe?
    El poeta está siempre solo, antes de nacer mientras busca un planeta donde nacer, en el momento que escribe y cuando muere.

4.      ¿Qué prefieres ser: buen escritor pero desdichado o uno mediocre o pasable pero feliz?
Cada buen escritor tiene su cuota de desdicha y de hombre feliz. El mediocre se siente un afortunado.

5.      ¿Es la locura un ingrediente básico del verdadero genio?
Creo que a algunos genios les faltó el ingrediente de la locura.

6.      Sinceramente, ¿qué piensas de todos aquellos que te rodean y que no escriben o no se dedican a ninguna actividad artística?
Que si lo hicieran se sentirían mejor.

7.      ¿Has dicho la verdad cuando has mentido o mentido cuando hablabas en serio?
Hay verdades en las mentiras y mentiras en las verdades. Todo depende de decirlas con humor y alevosía.

8.      ¿Qué o a quién no soportas?
No soporto al mezquino y al desleal. Y a veces a mí mismo, que soy todo lo contrario.

9.      ¿Cuál es tu principal fobia o miedo, cuál tu principal placer o amor?
¿Fobia? A que me formulen cuestionarios como éste. ¿Miedo? No saber responderlos. ¿Placer? Terminar convencido que salí bien del examen. Amor, hasta en la sopa.

10.  Si alguien te dijera que en realidad no le gusta tu trabajo literario, del tipo que sea, aunque muchos digan lo contrario, ¿cómo te sentirías y qué le dirías?
Ya lo he respondido en un poema: “¡Elogios vanos que numerosos fueron, no los recuerdo!
Guarda la memoria mía sólo los juicios adversos que me enseñaron a no dormirme en mis laureles” (A bordo del Arca).

11.  ¿Alguna opinión sobre los políticos y la política de tu medio?
Repetiría algo que me dijo el Nobel Dereck Wallcott en Canarias: “Si los políticos leyeran poesía serían mejores”, pero a los políticos de nuestro medio no los regenera nadie ni nada.

12.  ¿Por qué no has leído todos los libros que reposan en tu biblioteca? ¿Haces poda periódica de ellos?
Porque es como querer beberse todo el agua de la fuente. Mi error fue no almacenar, desde un principio, solo los libros que leía. A menudo regalo los libros que ya leí y los que no leeré por falta de tiempo. No hacerlo es como negar un vaso de agua a alguien que se muere de sed. Libro que no has de leer, déjalo correr.

13.  ¿Crees que ya has llegado a escribir el libro que querías?
Ya lo escribieron otros autores. Y si les hubieras podido proponer este cuestionario, quizás ellos te hubieran respondido que no se llega nunca a escribir el libro soñado.

14.  De lo anterior, ¿por qué seguir escribiendo si, en su momento, ya se dijo bien lo que se tenía que decir? ¿Por qué seguir usando las palabras?
Siempre se escribe sobre los mismos temas: el amor, la infancia, la soledad, la muerte. El talento (o el genio) se demuestra en decir las cosas de diferente modo. Ahí la originalidad. Y para eso se necesita continuar usando las palabras.

15.  ¿Libros de cabecera, de sala, de micro, de metro, de baño?
Añado libro de tren, de hamaca, de playa, de balcón, todos son libros de cabecera.

16.  ¿Qué sucedería si no existieran las ostras y las uvas Malbec?
Habría que inventarlas.

17.  Si no fueras humano, ¿qué cosa concreta o abstracta te gustaría ser?
Me gustaría ser fantasma, si fuera cosa abstracta. Y piedra, en la estatua de los amantes.

18.  ¿Has amado u odiado más de lo debido
Creo haber amado lo suficiente. El odio no va conmigo. Sigo a Vallejo: amar a traición al enemigo.

19.  ¿Piensas que el mundo sería distinto si no existiera la poesía?
Se extinguiría el planeta. La poesía es el eje de la Tierra.

20.  ¿Qué prefieres: al poeta o su poesía?
El poeta tiene la obligación de parecerse a su poesía, en el modo de andar, en la mirada, en la forma de saber comportarse. Prefiero al poeta cuando es uno solo con su poesía..

21.  Los artistas, como ellos así lo creen, sufren y gozan más intensamente que los demás mortales?
Los poetas sufren o gozan como cualquier simple vecino, solo que saben expresar con más sensibilidad que el hombre común ese dolor o ese alborozo.

22.  ¿Algún problema con el suicidio?
No soy el santo de su devoción, por el momento.

23.  ¿Qué tanto de lo que crees que proyectas en los demás consideras cierto en ti?
Las opiniones están divididas, mita y mita, entre lo que yo pienso y lo que mi entorno conjetura. Estoy de acuerdo con ellos y conmigo.

24.  ¿Cuál ha sido tu déjà vu más persistente?
La visión de Noé a bordo del Arca en medio del diluvio.

25.  Si hoy a la medianoche fuera el fin del mundo, ¿exactamente qué es lo que harías?
Cerraría los ojos y los abriría cuando todo haya desaparecido, inclusive yo.

ARTURO CORCUERA, poeta peruano

No hay comentarios:

Publicar un comentario