martes, 24 de marzo de 2015

Sobre humores y desamores



Hoy, como cada mañana, luego de haber leído todos los diarios (¿pero por qué, por qué?) y visto los posts en las redes sociales, me convenzo una vez más de que el 99 % de lo que se informa, se cuenta, se comenta, se crítica, se refiere a cosas que solo pueden suceder en un país tan mental y moralmente subdesarrolado como en verdad es el nuestro. Entonces, claro, noy hay buen humor que lo resista y, parafraseando a Vallejo, no hay ganas de tener ganas. Tan solo salirse del marco o huir por las cuerdas, como lo hacen las ratas, o bien quienes pierden (perdemos) el juicio luego de infinitos pero vanos intentos por hacer bien las cosas. No, no basta con disentir. Habría que poner en práctica las tres "pro": protestar, proponer, producir. ¡Pero a otros con ese cuento!

De "Bitácora de poeta"


Imagen. "Huyendo de la crítica" (1874), de Pere Borrel del Caso (1835-1910)

No hay comentarios:

Publicar un comentario